miércoles, 3 de abril de 2013

Nuevo juicio contra 11 represores, Se juzgará delito sexual como crimen de lesa humanidad

Requerimiento de la Fiscalía Federal
Piden que se enjuicie a 11 represores por crímenes de lesa humanidad en el Chaco
Se trata de hechos que afectaron a ocho víctimas, entre ellas un matrimonio de las Ligas Agrarias de Corrientes, quienes están desaparecidos. Será la primera vez que se juzgue un delito sexual como crimen de Lesa Humanidad.

El represor Lucio Caballero es uno de los que volverá al banquillo de los acusados.

La fiscalía Federal de Resistencia requirió al juez, Carlos Skidelsky, la elevación a juicio de una parte de lo que se conoce como la mega causa "Caballero II", al considerar concluida la instrucción con respecto a los hechos por los que fueran victimas ocho detenidos políticos en el centro clandestino conocido como la  Brigada de Investigaciones. Dos de ellos aún se encuentran desaparecidos.

En el mismo sentido se habían expedido las partes querellantes constituidas en representación de Familiares, del Cels y de las Secretarias de DD HH de la Nación y la Provincia.

Entre las víctimas se encuentra el matrimonio de Sara Fulvia Ayala y Pedro Morel quienes hasta hoy continúan desaparecidos. Ambos militaban en las Ligas Agrarias de la zona de Goya, Corrientes, y fueron vistos con vida por última vez en la Brigada de Investigaciones, a mediados de 1977 y con un estado de salud precario a consecuencia de los tormentos sufridos.

CHACO DIA POR DIA pudo saber que también se encuentran en instrucción, si bien no serán parte de esta Elevación, los hechos por la desaparición de otros militantes del PRT, como los casos de otro matrimonio, un ex conscripto del Regimiento de Goya Corrientes y un ex policía federal
 
Las otras víctimas que serán parte del próximo debate oral son tres militantes de la JUP  de la Facultad de Arquitectura que fueran secuestrados en noviembre de 1976 , dos casos de militantes de la Juventud Peronista detenidos en abril de 1976 y el ultimo caso de un campesino integrante de las Ligas Agrarias del Chaco.

En todos los casos fueron secuestrados en operativos de fuerzas conjuntas, encabezados por oficiales del ejército y con participación de la patota de la Dirección de Investigaciones de la Policía del Chaco. En todos los casos fueron salvajemente torturados en la tenebrosa Brigada de Investigaciones.

Nuevas imputaciones

En este caso, también se solicitó para los autores la imputación por privación ilegitima de la Libertad, por considerar la Fiscalía  que las mismas mas allá de haber ocurrido con intervención judicial o no; por las condiciones de detención infrahumanas, por ser en un Centro Clandestino y sin las condiciones mínimas de un estado de derecho, convierte a la misma indubitablemente en una detención ilegitima .

Por otra parte, se juzgará por primera vez en el nordeste la comisión de un delito sexual como un crimen de Lesa Humanidad. Esto al haber considerado la Fiscalía al momento de requerir la imputación como un delito independiente de los tormentos y que formara parte de la metodología de vejaciones impuestas como parte de la sistemática del Terrorismo de Estado donde los represores eran dueño de la vida y la muerte de los detenidos.

Incluso se planteó la legitimidad del impulso de oficio de la acción por parte del Ministerio Publico, cuando la víctima no pudiera realizar la denuncia. Criterio incluso que fuera compartido  por el Juzgado Federal y la Cámara Federal en instancia de apelación, sentándose un precedente a nivel nacional.

Los imputados

Son 11 los imputados por los delitos de Tormentos agravados, Privación Ilegitima de la Libertad  y desaparición forzada de personas en dos casos, entre los que se encuentran Oficiales del Ejercito Argentino, Oficiales y agentes de la Policia de la Provincia del Chaco. Muchos de ellos, incluso, ya fueron condenados en la primera parte de Caballero y la Masacre de Margarita Belén.

Entre los oficiales del Ejército están el capitán Tadeo Bettoli y el Teniente Luis Alberto Patetta. Los miembros de la policía provincial y oficiales de la Dirección de Investigaciones que están procesados son: comisario General, Humberto Caballero; comisario Ramón Esteban Meza; sargento, Gabino Manader; el oficial principal, Francisco Rodriguez Valiente y los agentes Enzo Breard, Hector Rubén Roldan, José Marín, Albino Luis Borda , Ángel Jorge Ibarra y Miguel Pelozo. En todos los casos de toma su grado en la fuerza a la que pertenecen a la época de los hechos , por lo que se encuentran reprochados.

Fuente: Chaco Dia por Dia

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada